domingo, 5 de diciembre de 2010

Cuento antes de navidad

Cuento (de contar):
Hoy, un domingo de lluvia y viento, me gustan así. Todo el puente constitucioinmacular, va a ser así. Los grandes aprovechadores de puentes no ganarán dinero (no podrán contarlo), los viajeros no podrán viajar (no podrán contarnos los viajes), no habrá desplazamientos, ni en avión ni por carretera (no contarán accidentes ni muertos): todo el mundo en casita -mejor, porque como no hay dinero...-. Las grandes superficies comerciales, que han abierto hoy, tampoco podrán hacer dinero extra: como no lo hay...
Los controladores parece que están siendo controlados a la fuerza, siempre no van a ser ellos los que controlen a los demás.
La navidad ya ha venido y nadie sabe como ha sido... el tiempo, el otro, el del reloj, que no hay manera de pararlo, y claro, lo que tiene que llegar pues llega.
La economía sigue sin aclararse: los economistas y los bancos (nos cuentan cuentos) no quieren que se aclare, y utilizan términos de una jerga que solo ellos conocen. Nosotros ya discutimos los datos en el bar y en el trabajo... la culpa la tiene Zapatero.
Esto, que comenzó como un cuento, termina como un tostón... qué mas dá.

4 comentarios:

Alfonso dijo...

Yo prefiero mirar los relámpagos.

~ Rodrigo Malaventura ~ dijo...

Tácheme Vuestra Merced de loco,... pero en dias como estos,... me acerco hasta la costa,... y de pié, sobre la arena de alguna playa, sintiendo como me cala el mar y me empuja el viento,... intento asumir la pequeñez del ser humano,... todo esto, mi Señor,... también pasará.

Gestos controlados a la fuerza variados.

María dijo...

Me gusta mucho sentarme al lado de mi compañero, ya casi anciano, ver una película de las que nos gustan y volvemos a ver.
De vez en cuando, miro para el lado observando su perfil, y se me llena el corazón de amor hacia él y a los más de treinta años que llevamos juntos.

Saludos

Luis Antonio dijo...

Pero el alba, entre la bruma y la tupida fronda, siempre acaba abriéndose paso...¡Seguro!

El problema es saber cuándo...

Saludos